Mosqueteros de Yehovah

Josué Capítulo 22

Versos del 1 al 4

En los siete (7) años que han estado con Josué, ayudando a las tribus del Oeste del Jordán a conquistar a sus enemigos, han sido completamente obedientes y útiles para Josué.

Han salido y peleado en nombre de sus hermanos, a pesar de que ellos ya tenían su heredad, tal como YEHOVAH DIOS les ordenó que hicieran.

Ahora que la tierra ha sido conquistada y completamente distribuida entre las tribus, ellos pueden regresar a sus familias y tierras del Este del Jordán.

Versos del 5 al 6

Él les dice cuiden con diligencia poner en Práctica la Palabra de YEHOVAH DIOS, el sentido es de “vigilar”, no descuidar, es hacer “Shema” es “oír para obedecer”.

Además, les dice que amen a YEHOVAH DIOS. Este es un asunto de priorizar, sacrificar la carne para ejecutar los juicios que YEHOVAH DIOS ha ordenado.

Deben obedecer a YEHOVAH DIOS con todo, les dice también que guarden sus mandamientos y le sigan a ÉL en un sentido personal y le sirvan a ÉL con todo su corazón y toda su alma.

No deberíamos perder el orden aquí.

Primero deberíamos tener cuidado de escuchar a YEHOVAH DIOS. Después le damos a ÉL nuestro Amor. Luego viene un caminar en Obediencia.

Mezclar este orden es caer en una herejía, “amar sin escuchar” o legalismo que es “obediencia sin amar”.

Josué no los despediría sin Bendecirlos, él sabe que ellos no pueden hacer o ser lo que YEHOVAH DIOS quiere sin su Bendición en sus vidas.

Versos del 7 al 9

Su Obediencia a YEHOVAH DIOS y Fidelidad a sus hermanos ha sido recompensada.

YEHOVAH DIOS les ha permitido ganar mucho botín, que ellos pueden llevar de regreso a casa.

Cuando Obedecemos al Altísimo, seremos Ganadores, no perdedores.

Tal vez, no siempre en el sentido material, sino en ganancias maravillosas e intangibles que traen Promoción perdurable, para ser gozadas en la Eternidad.

Podríamos imaginar que se trataba de una salida un poco emocional de hermanos, que habían conocido la proximidad de luchar lado a lado.

Estos eran verdaderos guerreros del ejército de Israel.

Verso 10

Antes de cruzar el Jordán, los soldados de las dos tribus y media construyeron un Altar de grande apariencia cerca del río Jordán.

Un Altar era un lugar de sacrificio, tanto los israelitas y los paganos tenían Altares que usaban para sacrificar.

Versos del 11 al 12

Cuando las noticias llegan al resto de Israel, no hay discusión, hay una simple reacción.

Ellos se reunieron para hacer guerra contra sus propios hermanos, que construyeron este Altar.

Josué no necesita reunirlos, ellos se unen en un acuerdo. Fue una reacción automática.

¿Por qué hacen esto? Porque temían que este Altar, fuera una señal de lealtad hacia los dioses paganos de la región.

Su prontitud para pelear esta batalla, muestra gran valor para confrontar en nombre de la Verdad y Santidad de YEHOVAH DIOS.

Este era un cuerpo “sano” capaz de purgarse a sí mismo de venenos.

Sus acciones posteriores muestran que ¡no están felices con esta acción de pelear contra sus propios hermanos, ni lo harán precipitadamente, pero lo harán!.

Versos del 13 al 15

Finjas dirigió al grupo, porque él tenía autoridad.

Era el Sumo Sacerdote sobre toda la nación, incluyendo las dos tribus y media al Este del Jordán.

Él no solo tenía la autoridad, también tenía el corazón de un pastor sabio. Él quería corregir a los errantes, para proteger a la nación y sacar a los peligrosos.

Israel reacciona de acuerdo con el Carácter de YEHOVAH DIOS.

Su reunión para la guerra, demostró la Santidad de YEHOVAH DIOS, pero su confrontación personal demostró el Amor de YEHOVAH DIOS.

Versos del 16 al 18

Ellos pensaron que el Altar en el Jordán representaba un lugar rival de sacrificio y alabanza, para competir con el Tabernáculo de YEHOVAH DIOS, que estaba actualmente en Silo.

YEHOVAH DIOS ordenó que había un lugar para sacrificios y holocaustos para Israel.

Les dirás también que cualquier varón de la casa de Israel o de los extranjeros que moran entre ellos, que ofrecieran holocausto o sacrificio y no lo trajeran a la puerta del Tabernáculo de reunión para hacerlo a YEHOVAH DIOS, serían igualmente cortado de su pueblo (Levítico 17, 8-9).

Entendemos por esto, que no podemos Adorar a YEHOVAH DIOS de la forma que queramos o justificar una forma de alabarle sólo porque nos gusta.

Primero y siempre, nuestra Alabanza debe ser agradable a YEHOVAH DIOS. Debemos alabarle en espíritu y en verdad (Juan 4, 24)

Finjas, recuerda a las tribus del Este, que Israel ha sido castigado por rebelión contra YEHOVAH DIOS en el pasado, usando la rebelión en Baal Peor como ejemplo.

En Baal Peor, los hombres de Israel tuvieron fornicación con las mujeres moabitas y ellos se entregaron a la adoración a los seis dioses moabitas.

Como juicio, YEHOVAH DIOS envió una plaga que mató veinticuatro mil (24.000) personas.

Este incidente sería especialmente significativo para Finjas, porque él fue uno de los que detuvo la plaga, haciendo una dramática aparición para justicia en medio del pecado asqueroso.

Finjas también sabía que el pecado de esas tribus se reflejaría en toda la nación. Él sabía que nadie peca sobre sí mismo.

Verso 19

Para Finjas, cualquier cosa era mejor que ver estas tribus andar en rebelión contra YEHOVAH DIOS.

Si había cosa inmunda en su tierra, él los invitó a venir y vivir con las tribus al Oeste del Jordán.

Esta fue una invitación hecha a un gran costo, hubiera significado la necesidad de un área de terreno más pequeño para las tribus del Oeste.

Pero eso no importó, porque ellos estaban dispuestos a sacrificar, para ver a sus hermanos libres de este pecado.

A muchos de nosotros nos falta disposición, le decimos a personas que paren de pecar, pero no estamos dispuestos a ayudarles si nos cuesta algo.

Verso 20

Un segundo ejemplo del precio del pecado, el pecado de Acán y su efecto sobre todo Israel es recordado.

Versos del 21 al 23

Ellos primero apelan a YEHOVAH DIOS, porque ÉL conoce sus corazones y ellos creen que sus hermanos en las tribus del Oeste los han malentendido.

Cuando somos malentendidos, nuestro primer refugio es YEHOVAH DIOS. ÉL conoce nuestro corazón y debemos estar satisfechos con estar delante de ÉL, aún si eso significa estar mal a los ojos de otros.

Ellos también reconocieron la rectitud de lo que los otros, estaban haciendo al venir contra ellos.

Las tribus del Este hacen lo que todos deberían hacer cuando hoy somos malentendidos, ponernos en los zapatos de las otras personas y tratar de ver lo que ellos ven.

Si vemos lo que ellos ven, podríamos responder de la misma manera.

Versos del 24 al 29

Un Altar, no para holocausto ni para sacrificio, sino para que sea un testimonio.

Las tribus del Este reconocieron su distancia del centro de Adoración en Israel y que había una barrera natural, el río Jordán, entre ellos y el resto de la nación.

Así que construyeron un Altar de recuerdo, para unir a los dos segmentos de la nación.

Ellos lo construyeron muy grande e impresionante para que durara, querían que estuviera como un recordatorio para las futuras generaciones, que las tribus en ambos lados del Jordán Adoraron al mismo YEHOVAH DIOS .

Las tribus del Este de nuevo estuvieron de acuerdo con la preocupación de las tribus del Oeste, pero ellos, explican que las tribus del Oeste habían malentendido el significado del grande e impresionante altar.

Versos del 30 al 31

La explicación de las tribus del Este es aceptada por las tribus del Oeste.

Obviamente, Finjas está satisfecho con esta explicación, sin embargo, merece crédito por estar dispuesto a creer a sus hermanos.

Finjas se pone en los zapatos de las tribus del Este y ahora la explicación tiene sentido.

Finjas pudo ver que YEHOVAH DIOS está entre nosotros, porque la unidad ha sido restaurada entre el pueblo de Israel.

Esto se cumple en el pasaje de Salmos 133, 1 “¡Mirad cuán bueno y cuán delicioso es Habitar los hermanos juntos en armonía!”.

Versos del 32 al 34

Todos están contentos y disfrutan la Bendición de tener Paz entre el pueblo de YEHOVAH DIOS.

Al Altar se le da el nombre de Testimonio, porque era un testimonio a las tribus tanto del Este como del Oeste del Jordán, que YEHOVAH DIOS es único.

Nosotros deberíamos responder a los malentendidos de la misma manera, de acuerdo con estos mismos principios.

1. Responde con una preocupación por la Santidad de YEHOVAH DIOS.

2. Responde con el Valor para confrontar en amor.

3. Responde con un intento de reconciliarse antes que pelear.

4. Determina que tú estás dispuesto a sacrificar para ayudarlos, no confrontes a menos que estés dispuesto a ayudar.

5. Determina que verás la situación desde la perspectiva de la otra persona.

6. Determina que creerás lo mejor de cada uno.

Deja un comentario