Mosqueteros de Yehovah

Salmos Capítulo 147

Verso 1

Alabando a DIOS por su Protección y Preservación, la Bondad del Aleluya, el Salmo empieza y termina con esta frase, que son tanto una motivación como una declaración a Alabar a YEHOVAH DIOS.

“Alaben al Señor porque ÉL es Bueno”, es un Aleluya con el que empiezan y terminan los cinco salmos que concluyen el libro de los salmos.

Era lo correcto para el salmista el decirse a sí mismo y a otros “alabad a YEHOVAH” y asume que el pueblo de DIOS lo hará con cantos.

La bondad de Alabar viene de la verdad que hay, en sí misma, que es suave y hermosa.

El Salmo 33, 1 dice “Buenos, festejen al Señor, pues los justos le deben Alabar”. La verdadera alabanza es hermosa para DIOS, para Su Pueblo y para el adorador individual.

Versos del 2 al 6

El Cuidado y el Poder de YEHOVAH DIOS es descrito por el salmista rápidamente, para darse a sí mismo y a otros una razón para Alabar a DIOS.

La primera razón es el cuidado activo de DIOS hacia Jerusalén y una posible referencia a su restauración después del exilio.

Los doce capítulos de Nehemías nos dicen como los levitas fueron traídos a la ciudad para dirigir una gran celebración “con acciones de gracias y con la música de címbalos, harpas y liras” (Nehemías 12, 27).

Hubiera sido apropiado para ellos el cantar este salmo, especialmente los versos 2-3.

YEHOVAH DIOS no solo se preocupa por las comunidades, sino también por los individuos.

Aquellos que hieren, los quebrantados de corazón y los heridos, son objetos especiales de su cuidado.

Los corazones son destrozados a través de la decepción, el luto, son destrozados en miles de maneras y Cristo es bueno sanando todo tipo de corazones rotos o quebrantados.

El mismo YEHOVAH DIOS que se preocupa por los individuos más bajos, también conoce el nombre de todas las estrellas.

Su majestad se extiende en ambas direcciones, desde la totalidad del espacio hasta las necesidades del individuo.

El salmista nos permite llegar a la conclusión lógica que si DIOS conoce y llama a todas las estrellas por Su Nombre, sin duda me conoce y me llama por mi nombre.

El salmista una vez más describe a YEHOVAH DIOS en los más altos aspectos de su majestad “Grande es nuestro Señor, todo lo puede” y en los más bajos y compasivos aspectos de su majestad “reanima el Señor a los humildes”.

Esta es probablemente la frase repetida tres veces a lo largo de las escrituras, “YEHOVAH resiste a los soberbios, pero da gracia a los humildes” (Proverbios 3, 34; Santiago 4, 6; 1 Pedro 5, 5).

Versos del 7 al 9

Alabando a YEHOVAH DIOS por su obra en la naturaleza, exhortación a cantar alabanzas.

Mientras entendemos la majestad de YEHOVAH DIOS tanto en sus expresiones más altas como en las más bajas, esto debe de crear en nosotros una respuesta natural en alabanza.

Traemos nuestras alabanzas con canción, con acciones de gracia y con música, con arpa a nuestro DIOS.

El poder y el amoroso cuidado de DIOS se unen de nuevo en su obra en la naturaleza, trae la lluvia, ÉL hace a los montes producir hierba y da a las bestias su mantenimiento.

Versos del 10 al 11

Lo que deleita al Señor, tomamos gran interés en el poder de la creación de YEHOVAH DIOS, ya sea en la fuerza del caballo o en la agilidad del hombre.

El Justo Juez creó estas cosas, pero no son las que fundamentalmente lo deleitan.

En lo que YEHOVAH DIOS se deleita es en la reverencia y confianza de su pueblo, aquellos que toman su esperanza en su misericordia deleita al Señor, porque ellos lo honran con su confianza.

Misericordia aquí es traducida de la gran palabra “hesed”, que se refiere al gran amor de DIOS, especialmente en el contexto de su lealtad hacia sus Promesas y Pactos.

Complace a YEHOVAH DIOS cuando ponemos nuestra esperanza en su Amor Leal, en Su Misericordia.

Versos del 12 al 18

Alabando a YEHOVAH DIOS por su Sabiduría, Poder y Palabra, más Alabanzas para el DIOS de gran Cuidado y Poder.

La exhortación para alabar llega de nuevo, con otro “Aleluya”, entre más entendamos y expliquemos el poder y el cuidado de YEHOVAH DIOS, más debemos de alabarlo.

Esto comienza una serie de cuatro grandes y compasivos actos de YEHOVAH DIOS por su pueblo.

Cada uno de estos da una razón para Alabar, nuestra alabanza no es una adoración vacía, es una gratitud por bondades específicas y por la anticipación de las bondades futuras.

· Él da seguridad “refuerza las trancas de tus puertas” Vs 13.

· Él da futuro “bendice a tus hijos en tu seno” Vs 13.

· Él da paz “guarda en paz tus fronteras” Vs 14.

· Él da provisión “te da el mejor trigo en abundancia” Vs14.

Esto comienza una serie de descripciones cortas de la presencia y la obra de YEHOVAH DIOS en el mundo natural.

El trabajo del Altísimo en el mundo natural comienza con Su Palabra a la tierra, con “Su Palabra que corre rápidamente”.

El apóstol Pablo pide oración en 2 Tesalonicenses 3, 1, pidiendo que la Palabra del Señor pueda moverse rápidamente y ser glorificada.

Pablo probablemente tenía el verso 15 en mente cuando escribió eso.

El salmista considera el poder de YEHOVAH DIOS como es visto en el agua fría.

La nieve, la escarcha, el granizo y el hielo son todas expresiones de su poder en la naturaleza, entonces, cuando el Todopoderoso envía Su Palabra y la derrite, esta es otra expresión de su Poder.

Hebreos 1, 3, describe a Yeshúa como el que sustenta todas las cosas por la Palabra de su Poder.

Este verso 18 nos recuerda que el orden natural de la nieve de derretirse y de fluir sucede porque YEHOVAH DIOS envía Su Palabra.

Versos del 19 al 20

La Presencia y la Bondad de la Palabra de YEHOVAH DIOS para Israel.

El mismo YEHOVAH DIOS que ordena y dirige el mundo natural a través de Su Palabra, también ha traído la revelación de Su corazón y mente, a través de Su Palabra a Israel, ha declarado Sus estatutos y Sus juicios a Israel.

YEHOVAH DIOS, de manera única escogió a Israel para ser los receptores y guardianes de la revelación de la Palabra.

No escogió a los filisteos o a los edomitas o a los egipcios para este rol, las otras naciones no conocen los juicios de DIOS, esto es, “a Jacob le revela Su Palabra”.

Como el apóstol Pablo escribiría más tarde, una de las principales ventajas que YEHOVAH dio a Israel, son los oráculos (Romanos 3, 2).

Israel recibió esta responsabilidad seriamente, tomó un gran cuidado de copiar, aprender y preservar las escrituras hebreas.

“Aleluya” entendiendo la grandeza de YEHOVAH DIOS, su cuidado por la humanidad, por toda la naturaleza, el notable poder y naturaleza de Sus Palabras deberían movernos a Alabarlo aún más.

¡Aleluya!.

Deja un comentario