Mosqueteros de Yehovah

1 Samuel Capítulo 6

Versos del 1 al 6

¿Qué haremos con el Arca de YEHOVAH DIOS?.

Cuando los Filisteos recién capturaron el Arca del Pacto, ellos creyeron que fue una gran Victoria, pero conforme avanzó el tiempo, los Filisteos comenzaron a considerar al Arca como una carga, no como un trofeo.

¿Por qué la conservaron durante siete meses?.

Porque fueron reacios a renunciar a tan maravilloso “trofeo”, de lo que al principio consideraron una gran Victoria sobre YEHOVAH DIOS de Israel.

Puede pasar un largo tiempo antes de que nos demos cuenta, que la causa de la maldición es resistir a YEHOVAH DIOS.

Los sacerdotes Filisteos, entendieron que ofendieron a YEHOVAH DIOS. Por lo tanto, supieron que debían hacer algo para expresar su pena y arrepentimiento delante de YEHOVAH DIOS de Israel.

La ofrenda específica reconoce, que fue YEHOVAH DIOS quien trajo la plaga sobre los Filisteos. “Sabemos que estas plagas no fueron accidentes. Sabemos que YEHOVAH DIOS de Israel las ha causado. Nos disculpamos con YEHOVAH DIOS y le pedimos que aleje su ira.”

Reconocer el juicio de YEHOVAH DIOS es una forma de dar Gloria al DIOS de Israel.

A menudo, fallamos en darle a YEHOVAH DIOS la Gloria, porque ignoramos su juicio o lo descartamos como destino o mala suerte.

Los Filisteos admitieron que YEHOVAH DIOS de Israel juzgó a sus dioses y que tenía jurisdicción sobre sus tierras. Ellos confesaron que era DIOS TODOPODEROSO, sin embargo, no lo adoraron en vez de a sus dioses.

Conscientes del relato de Éxodo, los Filisteos recordaban que ningún bien viene cuando se endurece el corazón contra YEHOVAH DIOS.

Ni en un sentido egoísta, no debemos endurecer el corazón contra YEHOVAH DIOS.

Versos del 7 al 9

Aquí, los Filisteos llevaron a cabo un experimento. Ellos pensaban que todas las calamidades de las plagas venían de YEHOVAH DIOS de Israel, pero no estaban completamente seguros en un cien por ciento.

Por ello, diseñaron otra prueba. El hombre casi siempre es reacio a arrepentirse y se protege contra el arrepentimiento “innecesario”.

YEHOVAH DIOS nunca quiso que el Arca fuera transportada en un carro, estableció que el Arca fuera llevada por varas puestas sobre anillos a sus lados (Números 4, 15).

Las varas, debían permanecer insertadas en los anillos y ser la fuente de contacto con el Arca. Aparte de las varas, estaba prohibido tocar el Arca del Pacto (Éxodo 25,12-15).

Los Filisteos fueron lo suficientemente sabios, como para no abrir el Arca del Pacto y dejar las joyas de oro en el Arca misma, sentían curiosidad sobre lo que había en el Arca, pero no dejaron que su curiosidad los llevara a pecar.

¿Es posible que los tumores y los otros juicios sucedieran por accidente?.

Muchas personas creen que las cosas pasan por accidente, algunos dicen que el mundo fue creado por accidente. Personas que normalmente son inteligentes, a menudo caen en este engaño.

Atribuirle semejante poder al “accidente” es una locura porque el “accidente o azar”, no tiene “poder”.

Por ejemplo, si se lanza una moneda, la posibilidad que caiga “cara” es de 50%, sin embargo, el “azar” no hace que caiga cara.

Que caiga o no cara o cruz, se debe a la fuerza con que la moneda fue lanzada, la fuerza de la corriente de aire y la presión del aire mientras vuela por el mismo, donde es atrapada y es volteada una vez que es atrapada.

El azar no “hace” más que describir una probabilidad.

Vivimos en un mundo de “causa y efecto”  y el azar no es una causa, sino que YEHOVAH DIOS es la gran causa.

Versos del 10 al 12

Ellas no debieron hacer esto. Las vacas debieron haberse resistido al yugo, porque nunca antes se les había puesto yugo, debieron dirigirse a sus hogares Filisteos, debido a su preocupación por los terneros.

Pero se encaminaron por el camino de Bet-Semés. YEHOVAH DIOS no dejó esto al azar. No solamente se encaminaron por el camino, sino que siguieron sin apartarse ni a derecha ni a izquierda, no deambularon por el camino, siguieron recto por donde debían ir.

Significa que las vacas ansiaban estar con sus becerros en casa, sin embargo, hicieron la voluntad de YEHOVAH DIOS.

Versos del 13 al 15

Sintieron algo parecido a lo que los discípulos el día que vieron a Yeshúa resucitado, porque sintieron que habían recibido a YEHOVAH DIOS de entre los muertos.

En este día mientras segaban el trigo en el valle (entre Mayo y Junio), ellos supieron que YEHOVAH DIOS de Israel estaba vivo.

Después de haber sido guiada por alrededor de diez millas (16,1 Km.) desde la ciudad Filistea, sin detenerse, ni apartarse a un lado ni a otro, entonces el Arca se detuvo en tierra Israelita, justo en el campo de un hombre elegido.

Ellos sabían que esto era lo que debían hacer en honor a YEHOVAH DIOS, sin embargo, les costó las vacas y los carros, eran propiedades caras.

Los Israelitas fueron cuidadosos de dejar que los Levitas se encargaran del Arca, como era ordenado por la Ley (Números 4, 1-6.15).

Bet-Semés era una ciudad sacerdotal (Josué 21, 16), así que había sacerdotes en el lugar.

Versos del 16 al 18

Se preguntaban si todo lo que les había sucedido mientras tuvieron el Arca, era un accidente.

Por ello, diseñaron una prueba elaborada y compleja, para que YEHOVAH DIOS la pasara y observaron personalmente.

Su reacción no está registrada, pero debieron haber estado impresionados en gran forma.

Verso 19

El Arca del Pacto, sólo debía ser tocada y manejada por los Levitas de la familia de Coat e incluso ellos recibieron la orden de no tocar el Arca (Números 4, 15).

Los hombres de Bet-Semés, pecaron no solo tocando el Arca, sino también viendo dentro de ella inapropiadamente.

Es triste considerar que los Filisteos honraron más la Santidad de YEHOVAH DIOS, que los Israelitas.

Debido a la Honra y la Gloria de YEHOVAH DIOS, hay algunas cosas que ÉL decide mantener ocultas y no es correcto, que los hombres husmeen en estos secretos de YEHOVAH DIOS.

Versos del 20 al 21

Al faltarle el respeto a YEHOVAH DIOS, los hombres de Bet-Semés ofendieron la Santidad del TODOPODEROSO.

Sabían que YEHOVAH DIOS era Santo, pero no los hizo querer estar más cerca del Altísimo. Los hizo querer distanciarse de YEHOVAH DIOS.

¿Quién podrá estar delante de YEHOVAH DIOS Santo?.

En un sentido, los hombres de Bet-Semés mostraron un mal corazón al hacer esta pregunta, haciendo ver a YEHOVAH DIOS como demasiado severo, en vez de mostrarse a sí mismos como muy desobedientes.

Para los hombres de Bet-Semés, la Santidad de YEHOVAH DIOS era un problema que podía ser solucionado poniendo distancia entre ellos y su Creador.

Su pregunta no fue “¿Cómo podemos hacernos rectos para con YEHOVAH DIOS Santo?”, sino que fue “¿A quién le podemos pasar este problema para que la Santidad de YEHOVAH DIOS, ya no sea una carga?”.

No sabemos porque escogieron este pueblo, los hombres de Quiriat-Yearim recibieron el Arca y la tuvieron allí por muchos años hasta que el Rey David la llevó a la ciudad de Jerusalén (2 de Samuel 6).

1 comentario en «1 Samuel Capítulo 6»

  1. Yehovah nunca se equivoca; siempre el que falla es el hombre.. Aún hasta los mismos paganos reconocen con mayor devoción en ocasiones la santidad de YEHOVAH Dios que su ekklesia no valora.

    Responder

Deja un comentario