Mosqueteros de Yehovah

Fundamento de la Doctrina de la Fe. Parte 2. La Doctrina sobre Bautismos

Hebreos 6, 1-2

“Con todo, dejemos las primeras enseñanzas sobre Cristo y pasemos a cosas más avanzadas. No vamos a echar una vez más las bases, es decir, el arrepentimiento de las obras de muerte, la fe en Dios, la doctrina referente a los bautismos la imposición de manos, la resurrección de los muertos y el juicio definitivo. Haremos, pues, como dijimos, si Dios nos lo permite”.

Marcos 16, 15-16

El Evangelio o Buena Noticia consiste en que Yeshúa es el PROFETA, el Mesías de YEHOVAH quien debemos ESCUCHAR Y OBEDECER, es Él quien gobernará la tierra con vara de hierro sentado en el trono que YEHOVAH le prometió a David que estaría en su descendencia, esto será en un tiempo venidero como lo relata Apocalipsis 1, 13-19

Sin el bautismo no podemos entrar al Reino del Padre, en este Reino el Rey es Yeshúa Ha Mashiaj.

1 Timoteo 2, 3-5

Las personas ven el BAUTISMO como un ACTO SOCIAL, ¿pero donde está YEHOVAH en todo eso?.

Para salvarse hay que cumplir dos (2) requisitos: CREER y BAUTIZARSE, es decir, ESCUCHAR Y OBEDECER, si eres un bautizado debes caminar en OBEDIENCIA plena a aquel que es tu cabeza.

Juan 8, 44-47.51 Quien no cree en la Palabra de Yeshúa no está a salvo, si eres de Cristo eres de Su Propiedad y por lo tanto, ya no tienes capacidad de Decisión propia, ahora caminas en Obediencia de lo que tu cabeza te dice.

Vemos que el bautismo tiene implicaciones mas profundas de lo que se ha conocido hasta el día de hoy.

Apocalipsis 19, 11-16 Yeshúa en la primera venida, vino con el propósito de mostrar la Misericordia del Altísimo, mientras que en su segunda venida viene a gobernar con vara de hierro, donde solamente el que “Cree y Pone por Obra su Palabra es el que está a Salvo”.

Ser un bautizado es uno que ha “cambiado de estado”, es decir, ha cambiado de cabeza, es como cuando en el gobierno terrenal sucede un golpe de estado, se da un bautismo a la fuerza, el pueblo debe sujetarse a la nueva cabeza impuesta.

“NO VUELVO PARA ATRÁS PORQUE TE AMO”.

Yeshúa regresará a la tierra y la gobernará por mil años, Apocalipsis 20, 4 un reino gobernado por Yeshúa y nosotros.

Perseveramos en un Nuevo Camino donde Nuestra cabeza es Yeshúa Ha Mashiaj de Justicia y Rectitud.

Perseverar como Santo en medio de la persecución, ya tenemos la Primera Corona, ahora hay que retenerla para cuando llegue la boda, TABERNÁCULO y recibir la CORONA DE LA VIDA.

Yeshúa Ha Mashiaj es el Profeta que debemos ESCUCHAR y OBEDECER, al que tenemos que hacer Shemá, profetizado por Moisés.

Deuteronomio 18, 15.17-22 nadie puede hablar en el falso Nombre de YEHOVAH, porque dará castigo a quien profane Su Nombre, Yeshúa es el Profeta que debemos hacer Shemá a la Palabra del Rey de reyes y Señor de señores.

El que CREA y sea BAUTIZADO o sumergido será SALVO, el que no creyere, NO ESCUCHE PARA NO OBEDECER las Palabra del profeta Yeshúa será juzgado.

“Bautismo” en Hebreo proviene del Griego “Baptizo” que signifca “Empapar o Sumergir”, describe un proceso en el que un objeto se sumerge, este se permea y cambia el color del mismo.

El acto de la inmersión en el agua se conoce como “tevilá” y el lugar de inmersión se conoce como “mikvá”, pequeña fosa que tiene agua corriente no estancada.

Casi todas las sinagogas contaban con mikvá pero las principales estaban en Jerusalén.

Todo israelita que quería entrar en el Templo debía pasar primero por un ritual de “inmersión” para estar en estado de pureza.

El bautismo no lo inventó Juan, ya era una práctica Bíblica desde que los Israelitas estaban en el desierto, para purificarse si tocaban un muerto o si tenían la menstruación.

Tenemos en la biblia varias doctrinas de bautismo como lo son:

Arrepentimiento, Purificación, Mortificación y Santificación.

1. Bautismo o Mikvá de Arrepentimiento 

Mateo 3, 1-2 ¿de que se tienen que arrepentir? el pueblo venía donde Juan a bautizarse en agua de arrepentimiento porque su Ministerio se centró en dejar al descubierto que la casa de Judá y la casa de Israel habían abandonando los mandamientos de YEHOVAH, para poner en practica los creados por el hombre.

Esto se debió en que el paganismo se había infiltrado en el sistema religioso del judaísmo rabínico, estando éste en una condición de total perversión desde doscientos (200) años antes que naciera Yeshúa.

El mensaje de Juan era tan potente que la gente venía por ciento de miles buscando el arrepentimiento, hasta los romanos apostados en Israel por el dominio que tenía el Cesar, acudían a Juan para ser bautizados.

Mateo 3, 3-6 eran judíos, samaritanos, extranjeros los que se acercaban a Juan, ellos confesaban sus “pecados”, “errar al blanco, quebrantamiento de la ley”.

Mateo 3, 7-12 un verdadero bautizado da frutos de su conversión, vive como dictamina la cabeza, su rey.

El bautizo requiere que se nos note por la manera en que vivimos, así demostramos en quien estamos bautizados.

Nuestro comportamiento indica cual es el nombre que rige sobre nuestras cabezas, si somos “Herodianos” le servimos a Herodes, si somos “Cristianos” le servimos a Cristo.

Porque depende a quien servimos es Nuestro Dueño y Señor. Por ser cristianos nuestros frutos se notarán por la savia que viene de Yeshua en nosotros.

El proceder, el pensamiento, la actuación de cada uno, determina en quien estamos bautizados, no importa el certificado cuando el comportamiento es contrario a la Doctrina de Cristo.

El Bautismo es la separación radical de los que le sirven a YEHOVAH Dios y de los que le sirven al mundo, la carne y el demonio.

Según la Palabra, hay muchos que dicen estar bautizados, pero son de su padre el diablo, porque no viven conscientes que van a entregar cuentas a Yeshúa Ha Mashiaj.

Mateo 3, 13-17 Juan reconocía en Yeshúa al Rey, por lo que no se consideraba digno de bautizarlo.

Le dice tu eres el Maestro, no yo, porque  el que bautiza pone el Nombre y ejerce una autoridad paternal por encima.

Desatar la sandalias es el oficio del reino más bajo, en el bautismo de Yeshúa se manifiestan los tres (3) testigos: el Padre, el Espíritu y la sangre de Yeshúa.

Lo primero que Juan percibió fue el REMA el Espíritu, oyó la voz de YEHOVAH EL LOGOS, por medio de la Palabra de YEHOVAH Dios, lo que nos está confirmando que Yeshúa es de arriba y no de abajo.

Ya el Verbo existía desde el principio, nosotros somos herederos según la carne por Adán, por eso primero recibimos el LOGO y con la perseverancia llega el REMA, lo obtenemos subiendo la montaña, Juan sabía que necesitaba el BAUTISMO EN EL ESPÍRITU SANTO Y FUEGO que no tenía.

¿Por qué decimos que el nacimiento es el primer bautismo?.

En el nacimiento hay un cambio de estado, en lo que naces recibes un Nombre y tienes a una cabeza.

En el bautismo recibimos un Nombre de la Cabeza a quien vamos a servir, a quien “estamos sujetos y de quien nos salva”.

Porque el padre a sus hijos le crea las condiciones adecuadas desde su nacimiento, alimento, vestido, baño, los duermen porque son frágiles, indefensos, el bebé no decide, se le pone la ropa, vive en la casa, todo lo hace de acuerdo a su cabeza, está en un “condición perfecta de doulos”, aunque lloren y chillen están sujetos a Su Cabeza.

2. Bautismo o Mikvá de Purificación 

Mateo 4, 1 el Espíritu Santo lleva a Yeshúa al desierto y esto se conoce como bautismo de purificación porque en el desierto no ves nada, lo único que tenemos es la Promesa de la Palabra.

Yeshua es introducirlo al desierto para “separarlo” ¿de que? de su vida familiar del pasado, ya no iba a servir a los propósitos de José y María.

¿Y no es para eso la luna de miel?, Él creció sujeto a su padre y a su madre ahora se bautiza para separación.

Cuando Yeshúa vuelve del desierto, no vuelve a la casa de sus padres, los esposos luego de luna de miel no deberían volver a casa de sus padres, ya hicieron un cambio.

El término de “separación” se pronuncia en Hebreo “Prushin”, es decir, Fariseo.

Cuando Esdrás y Nehemías crearon los Fariseos fue para que fueran “separados de su propia carne para vivir para YEHOVAH”.

El problema con esto es que para diferenciarse se separó del Israelita común por inventar una serie de reglas como el lavado de platos, utensilios y tazas para estar en un “nivel mas alto de espiritualidad”.

Sus diferenciaciones eran por actos externos, pero la Palabra de YEHOVAH no contempla tal cosa, lo que si contempla es que no se debe agregar ni sustraer nada de la Ley-

Mateo 3, 6-8 “Frutos del arrepentimiento”, todo el que venga al Mikvá debe “separarse” de la desobediencia que atrae la ira de Dios.

3. Bautismo o Mikvá de Moritificación 

Mikvá de sufrimiento emocional, angustia física, Mateo 20, 20-23 beber la copa es hacerse uno con Yeshúa en su Pasión, Muerte y Resurrección porque es copa de sufrimiento.

El matrimonio judío termina rompiendo la copa, sufriendo o gozando ya van a vivir uno para el otro, la mujer solo beberá de la copa de su marido y el marido solo dispensará vino para su mujer.

Siendo el AMOR UN ACTO SACRIFICIAL donde continuamente se muere al yo carnal, para que aquellos que están sujetos por cobertura vivan.

Marcos 8, 31 todos los que bebieron de la copa de Yeshua en la última cena, murieron martirizados, sufriendo por causa del rechazo.

El mundo, la carne y el demonio le hacen una guerra sin cuartel a los que no encajan en él, porque no son de él, porque satanás no es su cabeza.

El bautismo define la manera como vives, si estás bautizado para Cristo, vives en los lineamientos del Evangelio, si estás bautizado para el mundo, la carne y el demonio, bailas lo que está de moda.

4. Bautismo o Mikvá de Santificación 

Lucas 12, 49-50 Yeshúa ya conocía como sería su salida hacia la Presencia del Padre, Él viene a impartir el bautismo en el Espíritu Santo y Fuego.

El Espíritu Santo te lleva a conocer los propósitos de YEHOVAH Dios, mientras que el Fuego crea una pared divisoria entre Egipto y tu.

Lucas 12, 51-53 en los matrimonios cuando uno decide seguir a Cristo y el otro no, comienzan los problemas, porque uno está haciendo cambio de hábitos mientras que el otro piensa que lo están traicionando.

Yeshúa trae División porque al estar bautizados en Él ya dejamos la cultura del mundo para servirle a YEHOVAH, así que lo que antes hacíamos habitualmente ahora no, no debería chocar el águila con la serpiente.

5. Bautismo o Mikvá de la Desobediencia 

Mateo 28, 16-20, aquí tenemos problemas con el Vs 19, se llama bautismo o mikvá de la desobediencia, porque nadie jamás que haya verdaderamente imitado la doctrina de Yeshúa ha Mashiaj ha bautizado de esta forma, refiriéndonos a la iglesia primitiva.

Cuando se bautiza en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo se hace bajo una consigna y no en el carácter que reviste el Nombre.

En Fe creemos que el Padre es YEHOVAH, el Hijo es Yeshúa y el Espíritu Santo el Ruaj Hakodesh, con respecto al Ruaj Hakodesh, no es su nombre sino su traducción de acuerdo a la función que ejecuta.

¿Cuál Padre? ¿Cuál hijo? la consigna se usa, pero NO DICEN EN NOMBRE DE QUIEN SE BAUTIZA.

Es importante recordar que el Nombre determina el “llamado”, en qué somos buenos, está impreso en la genética y cuando hacemos referencia a Mateo 1, 21, no le hace mención al original que dice “Yeshúa porque el Yoshía”, salvará a Su Pueblo de sus pecados.

Ahora bien, Eusebio el obispo de la iglesia Católica Romana tenía el trabajo de Constantino para lo que se llamaba la UNIFICACIÓN DE LOS CRISTIANOS.

Por eso, se le conoce como uno de los creadores de la Iglesia Católica Romana, como Institución, la iglesia ya existía, pero él los organizó políticamente, le dio un título a Constatino de “Pontifex Maximus”.

Literalmente es el título de “Sumo Sacerdote”, es decir, “Constantino el Sumo Sacerdote del Paganismo”, exaltado en la posición de YEHOVAH todopoderoso sobre la tierra, lo que es el título de “Vicario de Cristo”.

Ellos forzaron el verso 19 para colocar al “Padre, Hijo y Espíritu Santo” a la cabeza, ya que había una guerra, porque unos reconocían al YEHOVAH Dios trino y otros no.

“Si los bautizaban en el nombre de los tres, los tres estaban a la cabeza”. La Iglesia Católica está en construcción, todo esto está disponible no lo hicieron de manera diabólica, sino por demostrar la Trinidad.

En los originales antiguos hay constancia del Evangelio “Mateo” en Hebreo donde el verso 19 dice lo siguiente: “Bautizándolos en mi nombre”.

Yeshúa es el único nombre que da la mediación entre YEHOVAH Dios y los hombres, que da la SALVACIÓN.

Así era que se bautizaba en la iglesia primitiva, en el Nombre de Yeshúa, en el NOMBRE DEL ÚNICO QUE JUSTIFICA Y SALVA, por eso se llama bautismo de desobediencia, aunque está en la Biblia no lo hacen así.

Ellos no modificaron el verso 19 con maldad, porque Eusebio dejó un documento donde justifica el cambio para propósitos del catolicismo, que se encuentra en el documento Eusebius Tempranos 300’S, que eso sería el documento de la iglesia temprana atribuido al obispo en los años 300 d.C.

Con veinte (20) escritos aproximadamente donde hace referencia al original “Mateo” en Hebreo en el verso donde se hizo el cambio, que decía “Id pues y haced discípulos de todas las naciones en mi nombre, enseñándoles a observar todas las cosas, todo lo que os he mandado”.

Y este documento a su vez, fue citado posteriormente por los padres de la Iglesia después de él, por lo que de allí viene el cambio en las diferentes traducciones Bíblicas.

El apóstol Pablo antes de llegar a Yeshúa ¿en que nombre estaba bautizado?.

El estaba bautizado en el nombre de Gamaliel, porque todo lo que había aprendido era por su maestro, Flavio Josefo dice que Pablo después de ser bautizado fue donde Gamaliel para anunciarle su conversión y este también se hizo cristiano.

En el primer siglo los bautismos se hacían en el nombre de la escuela que seguían, Pablo, Apolo, 1 Corintios 1, 10-13, en el Islam están los Chemitas, Caraitas.

“ESTOS SON LOS RUDIMENTOS BÁSICOS DE LA FE, EL QUE TENÍA UNA CONCEPTUALIZACIÓN DIFERENTE DEL BAUTISMO, ENTONCES, NECESITABA ESTA FORMACIÓN”.

El apóstol Pedro denominado el primer Papa según la iglesia Católica, bautizaba en el Nombre de Yeshúa, la Biblia hace referencia el bautismo en Hechos 10, 47-48, es la gente en la casa de Cornelio.

Marcos 16, 14-16 recordamos que el bautismo requiere una formación consciente (espíritu) de a “quien le pertenecemos”, porque a quien le pertenecemos le vamos a “servir”.

La novia (ekklesía), le sirve a al novio (Yeshúa), los demás están para coletilla, ella fue bautizada para Él, está bajo Su Cabeza.

El bautismo es “Ungir” para una función, “cambio de estado”, como David, Saúl, fueron bautizados para el servicio real.

Del mismo modo ocurre con los Profetas, lo mismo pasa en los matrimonios, la esposa pasa a ser de aquel quien es su cabeza (su esposo), al igual los hijos son propiedad de sus padres, eso es lo que dice la cédula de identidad.

Yeshúa indica “los que me ESCUCHAN Y OBEDECEN, los que son BAUTIZADOS EN MI NOMBRE, entonces, estarán también FACULTADOS EN MI PODER PARA EJECUTAR MI PROPÓSITO”.

Marcos 16, 17-18 En mi nombre el de “Yeshúa”, echaran fuera demonios, hablaran nuevas lenguas, tomaran serpientes con sus manos y si beben algún veneno, no le hará daño, impondrán las manos sobre los enfermos y quedarán sano.

El bautizado toma los recursos de quien es la cabeza para realizar los propósitos de la cabeza, hacer algo diferente se llama “adulterio”.

Hechos 2, 38 error del principio, Pedro confirma que se bautiza en el Nombre de Yeshúa, modificaron un sólo versículo pero faltaron todos los demás, porque la Biblia, se explica por sí misma, “ESO ES PALABRA NO CONTAMINADA”.

Por eso, vivimos por la Cultura del Reino, el “Culto” corresponde hacer la “Sana Doctrina” a lo que proviene de la cultura verdadera. Lo oculto es lo contrario, se hace a escondidas porque “No pertenece a lo que es permitido dentro de la cultura de la civilización”.

Hechos 8, 14-17 Ellos estaban claros de lo que Yeshúa había dicho, porque estaban presentes antes que Eusebio.

Hechos 1, 1-8 Entendemos que Hechos es la continuación del Evangelio de Lucas, Yeshúa basaba su doctrina en enseñar la vigencia de la instrucción dada por YEHOVAH a Moisés.

Moisés trajo la Ley y Yeshúa trajo el espíritu de Ley, su interpretación correcta, en esto se centra el Sermón del Monte, entonces, volvemos a recalcar, “si realmente somos hijos de YEHOVAH por el bautismo, empecemos a concientizar, que le pertenecemos a un Padre a quien le rendimos cuentas”.

El apóstol Lucas pone de manifiesto que Yeshúa era el Profeta y que capacitó a los discípulos con el conocimiento verdadero de lo que la Palabra es, su entendimiento.

Recalcando que no están facultados para anunciar la Ley sin el Espíritu de la Ley, en Pentecostés recibirían el bautismo para ser “testigos” con autoridad desde Jerusalén hasta los confines de la tierra.

Lucas 24, 44-45 Yeshúa nunca negó la Palabra de YEHOVAH y nosotros como hijos tenemos que hacerla vale. Si no tenemos un claro entendimiento de las Escrituras, comenzamos a ser ciegos que guían ciegos, enseñando a la gente a vivir en libertinaje con puros consejos psicológicos.

Lucas 24, 46-53 En el Nombre de Yeshúa, el Ruaj Hakodesh, es una dinamita que actúa en nosotros, aquellos que tenemos Temor de vivir en la Palabra de YEHOVAH, los apóstoles estaban ejerciendo su labor de adoradores.

Hechos 5, 32 no podemos caminar en el espíritu de Cristo, si le faltamos el respeto a Su Palabra y si lo haces, tu padre es el diablo.

Apocalipsis 2, 19-29 Habla a la Ekklesía de los últimos tiempos, la Ekklesía es la mujer, la que nutre, Yeshúa habla de una falsa Ekklesía que se nutre con Jezabel.

Lo que enseñan es la falsa doctrina dentro de la Iglesia, la maldad e iniquidad, contrario a la Santidad que es Yeshúa Ha Mashiaj, sin embargo, hay un “remanente no contaminado”.

Yeshúa dice, hay unos dentro de la Ekklesía que se tomaron el trabajo de mantenerse “puros”, profundizando en la Palabra, no adaptándose a la doctrina del hombre, Yeshúa dice “MANTÉNGANSE FIRMES EN LA VERDAD”.

¿Qué culpa tiene la Iglesia? el abrir los ojos comienza en el que tenga “anhelo de la verdad”, porque hay disponibilidad de Biblias en el internet, con App que son gratuitas que pueden buscar, pero lo que hay que querer conocer es la verdad” y no conformarse con lo que el mundo dice.

Mateo 13, 10-12 ¿Por qué no todo el mundo maneja la definición real del bautismo? porque no buscan la verdad, al que tiene y pone en práctica se le dará más, allí está.

Pero ¿Quién viene a la Palabra?, ¿Quién hace el estudio?, ¿Cuál es la condición?.

“Un corazón contrito y humillado que lo ha dejado todo para seguirle”, los discípulos que buscan reciben la Palabra que es revelación para sus vidas, el mundo no le conoce porque no han dejado todo para buscarle.

Al que escuche y obedezca se le dará mas verdad, pero al que no obedece la verdad que ya posee se convertirá en brutalidad, porque resistió a la instrucción de YEHOVAH, 1 Corintios 1, 27-30.

Juan 11, 55 ¿Pascua de los judíos? esto es ridículo es un error del traductor Griego, en tal caso, es la Pascua de YEHOVAH como lo determina en el Pentateuco y aplica para toda las tribus de Israel y para todos los discípulos de Yeshúa.

Éxodo 19, 10-11 para vivir la plenitud del bautismo debemos estar purificados pasando por el mikvá en espíritu, alma y cuerpo para lo que viene, un baño de limpieza, como les dijo a los Israelitas, es un acto de estar preparados, para servir a aquel quien es nuestra cabeza.

Consiste en preparar a toda la persona para entrar a la Fiesta de YEHOVAH, para una fiesta debemos hacer las cosas con anticipación, no es llegado el momento que vamos a ver que hacer y YEHOVAH anhela que “siempre estemos preparados, purificados en su presencia”.

Vivir a través del bautismo del arrepentimiento, consiste en volver al camino de YEHOVAH (Teshuvá), por lo tanto esta formación sobre los Fundamentos Básicos en los que se apoya la cristiandad, persigue el propósito que nos hagamos conscientes, que el estar bautizados consiste en ser Santos para YEHOVAH.

Necesitamos vivir el misterio del don bautismal, donde nos esforzamos libres y voluntariamente en amar lo que YEHOVAH ama y repudiar lo que YEHOVAH no tolera en Su presencia.

2 comentarios en «Fundamento de la Doctrina de la Fe. Parte 2. La Doctrina sobre Bautismos»

Deja un comentario